Francia ha puesto una primera dosis de la vacuna a diez millones de personas



Vacuna Covid19

París.- El primer ministro francés, Jean Castex, anunció este jueves que se ha superado el umbral simbólico de diez millones de personas que han recibido una primera dosis de la vacuna contra la covid, «con una semana de anticipación» respecto a la previsión gubernamental.

Castex, que se desplazó a un centro de vacunación de la ciudad de Nogent sur Marne, a las afueras de París, destacó ante la prensa que la cifra se ha conseguido gracias «a los que están siete días a la semana al servicio de esta causa nacional que se llama vacunación y que nos permitirá salir de esta crisis».

Las próximas metas de su Gobierno, en un país de 67 millones de habitantes, es llegar a veinte millones de una primera dosis a mediados de mayo y treinta millones a mediados de junio. El presidente, Emmanuel Macron, ha prometido que todos los adultos que quieran podrán haberse vacunado antes de que finalice el verano.

El principal reto para cumplir es la recepción de vacunas suficientes. Este mes está previsto que lleguen 12 millones de dosis, una cifra superior a las suministradas desde que se inició la campaña de vacunación a finales de diciembre de 2020.

El presidente del consejo de orientación de la estrategia de vacunación, Alain Fischer, señaló este jueves que Francia mantendrá su pauta de utilizar las dosis de AstraZeneca para los mayores de 55 años, tras conocerse el dictamen de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) sobre la consideración de los trombos como efectos secundarios, pero muy poco frecuentes.

En declaraciones a la emisora France Info, Fischer dijo que con las conclusiones de la EMA «no hay razón para no continuar vacunando a las personas de más de 55 años» con AstraZeneca.

Por lo que respecta a la situación epidémica, siguen creciendo desde hace más de un mes el número de personas hospitalizadas por covid (el miércoles eran casi 31.000) y el de las internadas en las ucis (más de 5.700, por encima del pico de la segunda ola).

Además, con los 433 defunciones notificadas ayer, desde que comenzó la epidemia han muerto en Francia 97.722 personas.

El Ejecutivo, según su portavoz, Gabriel Attal, todavía espera que aumenten las hospitalizaciones en los próximos días, pero asegura percibir «los primeros signos alentadores» de un cambio de tendencia en los dieciséis departamentos en los que están en vigor desde hace más de dos semanas las restricciones más estrictas que el pasado fin de semana se extendieron a todo el país.

EFE